Desde este martes dejaron tener validez comercial. Será remplazado por la moneda y el de cinco pesos pasa a ser el de menor valor.

Luego de 26 años en la calle como moneda de curso legal, pasando muchas veces de mano en mano, a los billetes de dos pesos les llega su final. Ya dejaron de ser considerados dinero. Desde este martes no tienen ningún poder de compra y sus pares de cinco pesos heredaron la condición de ser los de menor denominación en la República Argentina.