HONOLULU.- El Kilauea, uno de los volcanes más grandes del mundo, entró en erupción después de días de intensa actividad y disparó la orden de evacuación de 10.000 personas en la mayor isla de Hawaii, donde la lava se expandió sobre una zona boscosa y una ruta rural.

Alarmados por la erupción del volcán , los residentes de la zona que se lanzaron a las calles registraron en su éxodo imágenes donde se veía cómo avanzaba la lava, ya no solo desde el cráter, sino de otras partes debido a fisuras subterráneas.