El ayatolá Ali Jamenei se dirigió al presidente estadounidense para señalar que el anuncio de salir del acuerdo nuclear fue “tonto y superficial” y contenía “quizá más de diez mentiras”. En el parlamento iraní legisladores quemaron una bandera de Estados Unidos.

Queman una bandera de Estados Unidos en el parlamento de Irán, tras el anuncio de que Washington abandona el pacto nuclear.

 

El anuncio del presidente Donald Trump de que retirará a Estados Unidos del acuerdo nuclear de 2015 con Irán fue “tonto y superficial”, dijo el miércoles el líder supremo iraní, en duras críticas hacia el mandatario estadounidense recogidas en su sitio web oficial.

“Oyeron anoche que el presidente de Estados Unidos formuló algunos comentarios tontos y superficiales”, declaró el ayatolá Ali Jamenei. “Tenía quizás más de 10 mentiras en sus comentarios. Amenazó al régimen y al pueblo, diciendo haré esto y aquello. Señor Trump, le digo en nombre del pueblo iraní: ha cometido un error“, agregó.

Jamenei, la más alta autoridad de Irán, en su oportunidad respaldó con renuencia el acuerdo nuclear de Irán y ha criticado públicamente a Washington en varias oportunidades por supuestamente no cumplir con lo pactado.

Al anunciar este martes la salida de EEUU, Trump calificó el convenio de “dañado y podrido” e informó que serán reinstauradas sanciones económicas al “más alto nivel”.

La decisión de Trump se basa en supuestas pruebas de Israel de que el programa nuclear iraní con fines bélicos continúa y que Teherán ha seguido enriqueciendo uranio con el fin de tener el suficiente material radiactivo como para fabricar bombas atómicas.

El guía iraní exigió que los países europeos den “garantías reales” a Irán para permitirle permanecer en el acuerdo sobre su programa nuclear tras la retirada de Washington.

En un discurso televisado, Khamanei se dirigió a los defensores de mantenerse en el acuerdo, como antes lo hizo el presidente iraní Hasan Rohani, para plantear que “si no logran obtener una garantía definitiva, y realmente dudo que puedan, no podemos seguir así”.

En declaraciones realizadas ante maestros, Khamenei dijo a Trump: “¡Usted no puede hacer una maldita cosa!”. La exhortación del ayatolá, quien tiene la última palabra en todos los asuntos de estado, sigue el patrón de las de otros líderes que resaltaron la capacidad de la República Islámica para resistir a la presión o las interferencias internacionales.

Antes el miércoles, los legisladores, entre los que había un clérigo chií, sostuvieron una bandera de Estados Unidos en llamas en lo alto mientras sus compañeros se unían a sus cánticos. También prendieron fuego a un trozo de papel que representaba el pacto y pisotearon las cenizas.

Aunque la quema de banderas estadounidenses en una protesta es habitual en Irán y en el parlamento se vierten duras críticas contra Washington desde hace años, esta fue la primera ver que, según los observadores, se quema algo dentro de la propia cámara.

En acuerdo nuclear de 2015 entre las potencias internacionales e Irán restringió el programa nuclear de Teherán a cambio de levantar la mayoría de las sanciones de Estados Unidos e internacionales que pesaban sobre la nación.